domingo, 30 de agosto de 2009

De espaldas al mundo


Las misas en latín y de espaldas al pueblo (con el sacerdote dirigido hacia Oriente) fueron una medida adoptada en el Concilio de Trento (siglo XVI), como respuesta a la Reforma Luterana. De la mano de Juan XXIII, esta forma de celebrar misa quedó abolida. Tras el Concilio Vaticano II, la Santa Sede abrió la puerta a las misas en la lengua de cada país, así como a una mayor participación de los fieles en las celebraciones litúrgicas.

La Congregación del Culto Divino, organismo vaticano presidido por el cardenal español Antonio Cañizares, presentó el pasado 4 de abril un documento a Benedicto XVI en el que aboga por retornar a las misas oficiadas en latín y de espaldas a los fieles.

Cada vez queda más claro que Ratzinger, el acutual Papa, ha traido tras de sí una preocupante ola de ultra-conservadurismo a la Iglesia, que nunca ha sido demasiado progresista, por otra parte. Estoy absolutamente convencido que a la jerarquía eclesiástica les importa poco sus fieles y su misión, y nada el hambre y las enfermedades que azotan a medio mundo, incluso en los países desarrollados. ¿Se extrañan de cada vez haya menos gente dispuesta a confiar en ellos y seguirles? Mala política y peor marketing.

Y mejor para el progreso de la Tierra.


10 comentarios:

Manuel dijo...

Hola Pettylux:
El pensamiento humano es similar en cualquier corriente. Siempre habrá quien piense distinto aunque profese la misma ideología (me refiero a tener un punto de vista diferente). La Iglesia no escapa de esto, o mejor dicho los jerarcas de la Iglesia.
Como toda corriente política, porque la jerarquia esclesiástica es política, hay quienes quieren progresar (Juan XXIII) y quines quieren mantener o echar para atras algunos progresos alcanzados (Benedicto XVI).

Triste sería volver a la misa en latín, con un sacerdote de espalda a los fieles. Aún no entiendo que se gana con esto.

Y tengalo por seguro que habran muchos (fanáticos) que defenderan ese retroceso.

betoargba dijo...

Si la iglesia no tuviera tanta ingerencia en las decisiones de los gobiernos, no me preocuparía para nada el retroceso en los modos de culto, pero como lamentablemente la iglesia interviene fuertemente y con gran peso en las políticas del Estado, su actitud retrógrada temo se vea reflejada en leyes igualmente anti progresistas.

Un gran abrazo

Pettylux dijo...

Igual que betoargba, lo que haga la Iglesia me importaría un pepino, si no fuera por su influencia en los gobiernos mundiales; es penoso que un gran país como Polonia haga del catolicismo ultra su política social.
Manuel, hay gente para todo y seguro que habrá quien les defienda, como siempre.
Un abrazo a ambos.

KI dijo...

La imperfección del ser humano se refleja claramente en la manera como lleva las diversas agrupaciones que crea alrededor del mundo, y la iglesia nunca estará exenta de esos malos elementos.

Saludos Pettylux

MACARENA GOVANTES dijo...

Queridísimo Señor Pettylux no he de estar más deacuerdo con usted en tales palabras pensamiento y obras. Le escribo este comentario para decirle que mi direccion de url ha cambiado y quizas por eso no ha podido disfrutar de este nuevo VERY blog IRRESISTIBLE. Un saluo repleto de rouge Chanel, abrazos con olores a Prada.

chorbyradio dijo...

Tanto este Papa como el anterior Juan Pablo II, eran unos retrógrados de tomo y lomo.
Si hubiera más Papas como Juan XXIII, la Iglesia hubiera ido hacia adelante y más con los tiempos.
No sé trata de que esté de acuerdo con todo, esta claro que es una religión, que tiene sus mandamientos, y tampoco pueden pasar por el "aro", pero no se puede estar mirando para que no uses el preservativo, que si eres homosexual tienes algún "desvario mental" etc, etc, y no poner todos los medios necesarios para erradicar el hambre, el analfabetismo,las discriminaciones por sexo o raza y demás. Ahí sí que es lícito "macharcar" a los gobiernos una y otra vez para que
actúen.
Puede parecer una tontería, pero una película como es El Nombre de la Rosa deja claro que no les interesa mucho el desarrollo y la cultura, porque el que tiene conocimientos piensa y entonces puede poner en duda muchas cosas.
No se puede generalizar, porque hay hombres y mujeres que se dejan la piel en miisones y en malas condiciones para ofrecer un mundo mejor. Ellos sí que están en el mundo.
Ora et Labora, maravillosa frase. Simple y directa. Parece que a los de las altas esferas del Vaticano ya la han olvidado y ya no están en este mundo.
Saludos eléctricos.

Pettylux dijo...

Hola Chorby, compartirmos absolutamente criterios, hay gente muy buena dentro de la iglesia, pero las jerarquías dan miedo...
Un abrazo.

Andrés dijo...

Este Papa no va a traer nada bueno al mundo, el tiempo nos dará la razón.
Saludos.

calimeroesmalo dijo...

No se extinguiran, no.
Luego preguntas a uno de ellos como es que la gente deja de ir a misa y te ssaca los ojos, dice que si porque los jovenes solo pensamos en sexo y bobadas.
Con sus ideas retrógradas solo se quedan anquilosados y lo peor es que ellos mismos son los culpables de su propia extinción.
Un abrazo!!

Pettylux dijo...

Totalmente de acuerdo contigo, Calimero, ellos son los que se buscan el desapego de la gente.
Un abrazo.